lunes, 25 de mayo de 2015

Novillada accidentada y polémica. Las Ventas, 25 de mayo de 2015

Novillada es sinónimo de sobresalto porque se supone que los novilleros quieren abrirse camino con arrojo en una de las profesiones más difíciles del mundo, pero sin el bagaje de conocimientos que da la experiencia. Las habituales volteretas en esta ocasión han terminado en duros golpes contra la arena de las cabezas de los dos novilleros que se presentaban en Madrid: Martín Escudero, en la faena de muleta a su primero, y Joaquín Galdós en el saludo con el capote al tercero. Francisco José Espada, en su segunda actuación en la Feria se ha visto en la tesitura de matar a los seis novillos.

Martín Escudero y Joaquín Galdós K.O.

La novillada de El Montecillo tuvo que ser remendada con dos ejemplares de Dolores Rufno Martín (segundo y sexto). No creo que ninguno de los ganaderos esté satisfecho con el juego de sus novillos, que, salvo el segundo, fueron un escaparate de la mansedumbre en sus diversas formas: complicada la del primero, áspera la del tercero, abanta la del cuarto, manejable la del quinto y apagada la del sexto.

Muy pronto, Francisco José Espada se vio en la responsabilidad de despachar la novillada entera y tuvo coraje más que suficiente para asumirla, incluso yendo por segunda vez a portagayola en el cuarto. En un novillero en la Feria de San Isidro es un reto difícil, que ha resuelto más que satisfactoriamente. Otra cosa es que su estilo de torear sea del agrado de todos los aficionados. No anduvo suelto ni variado con el capote, y con la muleta, muy asentado, se hartó de tirar líneas y de retrasar la pierna, moda que nos asola. Entre sus virtudes está la ligazón y sacar muy de abajo los pases de pecho, conducidos con temple, si bien echando al toro fuera. Llegó mucho a los tendidos con circulares invertidos y el toreo encimista.

Buena parte del personal se enfadó mucho con don Trinidad que se guardó el pañuelo en el quinto, con una petición que rozaba la mayoría y que el usía, con buen criterio, consideró insuficiente, probablemente atendiendo a lo caído de la estocada, que, no osbtante, se aplaudió. Claro que en el sexto, la estocada en la paletilla también fue ovacionada. Esperaron hasta que se retiró del palco para abroncarle. Para una vez que está acertado...

Entre las cuadrillas sobresalió pareando Raúl Adrada y también Antoñares, por la dificultad de fijar al cuarto. Mal con la vara Jesús Vicente, picando al primero en la puerta.

Hoy no he visto comer muchas pipas.

Cuadro de puntuación de la novillada de El Montecillo (4) y Dolores Rufino Martín (2)


LA  TARDE  A  TRAVÉS  DEL  VISOR

Minuto de silencio en memoria de Agapito Fuentes Bejarano

Novillo citando a novillero


El primero sale de naja del caballo de Joaquín Sevillano...


...y se viene al de Jesús Vicente con la cara por las nubes


Víctor Pérez


 "Cuartelero" se echó a Escudero a los lomos, lo campaneó...

 ...lo pegó un duro golpe contra el piso...

 ...y en el suelo  intentó cornearlo. Víctor Pérez, con el juego de puntillas, al quite

 Bonito sombrero

 F.J. Espada recibe al segundo a porta gayola

 "Manijero"  con la cara alta y El Legionario con la puya baja

Media de remate en el quite de Joaquín Galdós

José Daniel Ruano alarga los brazos

 El pase favorito de Espada


 Golpe de cruceta en los medios

 Burladero de apoderados y capotes de paseo

 El tercero engancha a Joaquín Galdós...

 ...y lo lanza de cabeza contra el suelo

Descalzaperros

Felipe López cariocando a "Perezosa" (sic)

 No se la jugó Víctor Hugo Pirri

 Uno de los vicios del de Fuenlabrada

 En el palco del Plus, Victorinos padre e hijo, parientes de Martín Escudero,
y Roca Rey, paisano de Joaquín Galdós

 Espada, ya como único novillero, se fue de nuevo a recibir a porta gayola al cuarto

 "Cocodrilo" lo intentó varias veces, hasta que saltó la barrera...

 ...y movió de sus asientos a varios espectadores del tendido

Jesús Vicente sujeta al abanto, cerrándolo correctamente

 Último intento de salto que hace correr despavoridas a dos espectadoras

 Tras muchos intentos, por fin Antoñares clava un buen par

 Espada tirando líneas...

 ...y citando a su manera

¿ Mirando a 10 metros o al infinito?

 El caballo que monta David Prados se contrapesa y el quinto echa la cara arriba

Candelas se estira al máximo

 ¿Toreo, neotoreo o destoreo?

 Dando salida p'allá

 Más de lo mismo

 Fieles abonados y abonadas de la grada del 3 (Madrid, Cenicientos, Arganda, Ajalvir, Guadalajara, Cádiz)

 ¿Leiro? 

 Par de mucha exposición de Raúl Adrada a "Reloco"

 Más líneas

Cadalseños por la calle de Alcalá

1 comentario:

Miguel Moreno González dijo...

¿ Mirando a 10 metros o al infinito?
Hay tiempo para todo. Pero me parece que la foto capta la segunda opción.
Enhorabuena, como siempre la tienes bien merecida. Y muchas gracias

Agustín Ríos, 'el de Cádiz', in memóriam. Las Ventas, 24 de septiembre de 2017

El tercer "desafío ganadero", como era de prever, ha estado más concurrido que los dos anteriores, porque se ha programado como p...