martes, 14 de diciembre de 2010

Los toros, censurados en TVE

5 temporadas, 5, lleva TVE sin retransmitir ningún festejo taurino. Y esto no tiene otra calificación que la de censura pura y dura, contraria no sólo a los principios democráticos sino también opuesta a la propia naturaleza de servicio público del ente público. Es decir, contraria a derecho.

LAS NORMAS LEGALES APLICABLES.

1: El Estatuto de la Radio y la Televisión.

En efecto, la ley expresamente asigna tal función de servicio público a RTVE, como se deduce de la Exposición de Motivos de la Ley 4/1980, de 10 de enero, del Estatuto de la Radio y la Televisión:

La radiodifusión y la televisión, configuradas como servicio público esencial, cuya titularidad corresponde al Estado, se concibe como vehículo esencial de información y participación política de los ciudadanos, de formación de la opinión pública, de cooperación con el sistema educativo, de difusión de la cultura española y de sus nacionalidades y regiones, así como medio capital para contribuir a que la libertad y la igualdad sean reales y efectivas, con especial atención a la protección de los marginados y a la no discriminación de la mujer.
Obsérvese que la ley establece expresamente que la televisión ha de ser "vehículo esencial de difusión de la cultura española". Se trata de un mandato a los responsables de la gestión de ese servicio público; es decir, al Consejo de Administración de RTVE. Ninguno de los dos grupos parlamentarios mayoritarios del Congreso de los Diputados pone objeción alguna a que la tauromaquia sea una manifestación de la cultura española. En conclusión al silogismo, el ente público RTVE está obligado a servir de vehículo de difusión de la tauromaquia. Y más aún cuando en más de la mitad del territorio español (Galicia, Asturias, Cantabria, País Vasco, Navarra, Aragón, Cataluña, Islas Baleares, Castilla y León, Murcia y Canarias), sus ciudadanos no tienen posibilidad alguna de ver lretransmisiones taurinas, salvo en cadenas de pago; suplir las carencias de las iniciativas privadas en actividades de interés público es uno de los principios que caracterizan al servicio público.

Pero en el articulado de la citada Ley, hay otras menciones en las que debemos detenernos. El artículo Cuarto previene:

La actividad de los medios de comunicación social del Estado se inspirará en los siguientes principios: (...)

3. El respeto al pluralismo político, religioso, social, cultural y lingüístico.
La Ley se preocupa también de que el Gobierno pueda establecer y hacer cumplir las directrices precisas para que se respete la naturaleza de servicio público de RTVE. Así, el artículo 21, dispone:

El Gobierno podrá fijar periódicamente las obligaciones que se derivan de la naturaleza de servicio público de RTVE y, previa consulta al Consejo de Administración, hacerlas cumplir.
El legislador ha querido proteger las diferentes manifestaciones culturales, impidiendo el protagonismo exclusivistas de unas sobre otras. De forma que una manifestación cultural como la tauromaquia no puede quedar marginada de la programación de TVE, como lo está siendo en este momento. Y no cabe argumentar, como hacen algunos, que hay un programa semanal de toros, porque es un programa meramente testimonial, tanto por su reducida duración (30 minutos), como por su horario inadecuado (mediodia del sábado), amén de su alojamiento en la cadena de menos audiencia global. Tema aparte es la calidad del espacio, en la que no voy a entrar. Pero esas objeciones no son las más importantes. No basta la existencia de programas informativos que resuman la actividad taurina de la semana, para dar por cumplida las obligaciones de TVE en esta materia. Es necesario y más importante que TVE retransmita espectáculos taurinos, que son la esencia de la tauromaquia; y ya se ha dicho que en las últimas 5 temporadas, el apagón de retransmisiones taurinas ha sido total en TVE. Por si esto fuera poco, TVE ha emitido una serie de dibujos animados (Vipo, la aventuras del perro volador) significadamente antitaurina que, si bien tienen cabida dentro de ese pluralismo que he recabado anteriormente, no dejan de ser un indicio claro de las intenciones de los responsbales de la televisión pública.


2. La Ley Nacional Taurina.

El Estatuto de RTVE no es la única norma legal destinada al Gobierno estatal en lo relativo al fomento de las actividades taurinas. Y fue un gobierno del PSOE, y en particular el ministro Corcuera, el que proyectó la Ley Nacional Taurina (de 4/4/1991), cuyo artículo 4 es del siguiente tenor:

Artículo 4. Medidas de fomento.

1. La Administración del Estado podrá adoptar medidas destinadas a fomentar y proteger las actividades a las que se refiere la presente Ley, en atención a la tradición y vigencia cultural de la fiesta de los toros.
De nuevo el recuerdo a la Administración del Estado de sus competencias y responsabilidades en el fomento de la actividad taurina, recalcando que la fiesta de los toros es un fenomeno cultural, amparado no solo por su carácter tradicional, sino también por su propia vigencia.

Es más, en la actual legislatura el gobierno de España ha reconocido expresamente el carácter artístico del toreo, y por consiguiente su naturaleza de manifestación cultural, al conceder la Medalla de Oro a las Bellas Artes (con menor o mayor acierto en la elección) a dos matadores de toros: Francisco Rivera y Luis Francisco Esplá.

En definitiva, acreditado el carácter cultural de la tauromaquia, y como recapitulación de todo lo dicho, el Gobierno español está incumpliendo con las obligaciones impuestas por la legislación vigente, al impedir la retransmisión de espéctaculos taurinos en TVE. Y si nuestros actuales dirigentes no están de acuerdo con estas disposiciones, lo que puede hacer es promover su derogación, pero nunca su violación.

LAS EVASIVAS OFICIALES.

No hace mucho, el anciano director de RTVE, el ex-ministro Oliart, dio uno de pecho a una solicitud de esa cosa estéril que es la Mesa del Toro, y los envió a una subalterna que les despachó con buenas palabras y ninguna obra, o sea, con una promesa incumplida.

Anteriormente, el Sr. Oliart había justificado la no retransmisión de espectáculos taurinos en base a dos falsas excusas: lo impide la protección a la infancia, al coincidir su horario con la franja de protección, y el coste excesivo de suponen los derechos de emisión.

Estos mismos argumentos han sido los utilizados por la portavoz del Grupo Parlamentario Socialista en la Comisión de Control de RTVE para rechazar la proposición no de Ley presentada por el Grupo Parlamentario popular y publicada en el BOCG (páginas 5 y siguientes). La proposición perseguía:

«La Comisión Mixta de Control Parlamentario de la Corporación de RTVE con objeto de satisfacer la demanda y retomar la tradición interrumpida, entiende necesario y conveniente:
1.º Incluir regularmente en los programas informativos de TVE y RNE información de las corridas de toros celebradas con motivo de las principales ferias españolas, con imágenes de los momentos más destacados de cada festejo, así como sobre los éxitos de los diestros españoles en las plazas francesas, portuguesas y americanas.
2.º Retransmitir en directo, al menos diez corridas de toros cada temporada, escogidas entre las principales ferias de España.
3.º Informar a esta Comisión de Control, al término de cada temporada de la cobertura informativa realizada, de la audiencia de las retransmisiones y de los costes de las mismas tanto en Televisión Española como en Radio Nacional.»
La proposición fue rechazada por 19 votos a favor (PP) y 21 en contra de (resto de grupos parlamentarios).

En contra de la proposición, intervino la senadora Fernández Soriano, que se declaró "asidua a las corridas de toros", q pesar de lo cual rechazaba la proposición con los siguientes argumentos:
- Primero: no se puede hace una parrilla de programación coherente a fuerza de golpes, de propuestas individuales.

- Segundo argumento mucho más importante: TVE y RNE tienen en antena programas informativos especializados como Tendido Cero y Clarín; se sigue la actualidad en la emisión informativa ordinaria; la programación se ocupa también puntualmente de acontecimientos especiales como ha sido recientemente el 25 aniversario de la plaza de la Real Maestranza de Ronda

- Argumento mayor: TVE no tiene posibilidad de retransmisión en directo de corridas de toros, porque su horario de emisión coincide con la franja horario protegido infantil y contraviene el código de autorregulación aprobado por el Consejo de Administración de RTVE.

- Finalmente, y no porque tenga valor menor: los derechos de emisión no justifican la inversión que se tiene que hacer.
Las intervenciones y votación pueden verse en el portal web del Congreso de los Diputados (empieza en el minuto 23:25; del 23:40 a 31:00 la defensa de la proposición; del 31:05 a 33:50 la oposición de la señora Fernández Soriano; y la votación del 1:17:20 a 1:18:40).

Pues bien, pasando por alto los dos primeros pretextos, que caen por su propio peso, analicemos los dos que la propia portavoz considera más importantes:

A) La protección a la infancia.

La Sra. Fernández Soriano da por hecho que no es posible retransmitir en directo corridas de toros porque lo impide el Código de autorregulación sobre contenidos televisivos e infancia, firmado por RTVE.

Pues bien, sin perjuicio de la posibilidad de retransmisión en horario no protegido, a la que me referiré más adelante, lo cierto es que el citado Código no impide tales retransmisiones. Veamos qué dice su texto al respecto:

II. Menores y programación televisiva en horario protegido (06:00 a 22:00 horas)
1. Principios
- Evitar la utilización instrumental de los conflictos personales y familiares como espectáculo, creando desconcierto en los menores.
- Evitar los mensajes o escenas de explícito contenido violento o sexual que carezcan de contenido educativo o informativo en los programas propios de la audiencia infantil, así como en sus cortes publicitarios. (...)
3. Los menores como telespectadores de los informativos.
- Se evitará la emisión de imágenes de violencia, tratos vejatorios, o sexo no necesarias para la comprensión de la noticia.
- Se evitará la emisión de secuencias particularmente crudas o brutales.
- En los casos de relevante valor social o informativo que justifiquen la emisión de las noticias o imágenes antes referidas, se avisará a los telespectadores de la inadecuación de las mismas para el público infantil. (...)
III. Menores y programación televisiva. Franjas de protección reforzada
1. Principios
- Evitar el tratamiento común de infancia y juventud, dada la obvia diferencia. El horario legal de protección de los menores (06:00-22:00) incluye ambas categorías, por lo que lo que debe buscarse es la determinación de las franjas de protección reforzada para la infancia, entendiendo por tal el segmento de edad más vulnerable: <13 años, siguiendo un criterio de uniformidad con las tablas de calificación por edades seguidas por el ICAA y el Real Decreto 410/2002, de 3 de mayo, que elevó a categoría de norma de aplicación general el Convenio de 21 de octubre de 1999, citado en el anterior apartado I.2 de este código. El establecimiento de estas franjas parte del reconocimiento de que, en este tramo horario, el público infantil puede no estar apoyado por la presencia de un adulto, ni disponer de control parental. 2. Franjas de protección reforzada
- De lunes a viernes: de 08:00 a 9:00 y de 17:00 a 20:00 horas.
- Sábados y domingos: entre las 9:00 y las 12:00 horas. (...)
4. Emisión de programas televisivos
Horario protegido: No podrán emitirse programas clasificados como "no recomendados para menores de 18 años".
Franjas de protección reforzada: No podrán emitirse programas clasificados como "no recomendados para menores de 13 años".
Puede apreciarse que en modo alguno se restringe la emisión de espectáculos, en aplicación de ninguno de los principios establecidos en la ley. De los relacionados en el apartado II.1 he reproducido dos: uno, el de utilización de conflictos personales y familiares, que está presente en series, películas y el programa del corazón que emite RTVE en esa franja horaria; y otro, el de evitar los mensajes o escenas de explícito contenido violento. Pues bien, incluso si se considerare que los toros son un espectáculo violento, el Código sólo lo impide en los programas propios de la audiencia infantil, así como en sus cortes publicitarios; es decir, no en programa distinto. En cuanto a los relacionados en el apartado II.3, tampoco sería aplicable el principio de no emisión de escenas violentas, crudas o brutales, porque este apartado se refiere exclusivamente al contenido de los espacios informativos, que por cierto recogen escenas de cogidas graves, sin ninguna protesta ni objeción.

En cuanto a la banda de protección reforzada, en la que no pueden emitirse programas para menores de 13 años, no vamos a pararnos a debatir nada, porque los sábados o domingos termina su horario a las 12 del mediodía.

En definitiva, es falso que el Código de Autorregulación prohíba las retransmisiones taurinas. Y no sólo eso. El argumento es incoherente para TVE desde el mismo momento que en horario de proteccion infantil (no reforzada) se emite un programa informativo taurino; y es contradictorio para el PSOE cuando cadenas públicas de autonomías gobernadas por el partido, y que también han firmado el Código de Autorregulación, emiten corridas de toros en directo.

B) Los derechos de retransmisión son muy caros.

Para argumentar con seriedad, lo primero que tienen que hacer los responsables de RTVE es cuantificar el coste de una retransmisión y, además, compararlo con el coste de retransmisiones de otros espectáculos, verbigracia, el fútbol. Lo demás, divagando sobre generalidades, es marear la perdiz. Pero es que, volviendo a la naturaleza de servicio público de TVE, lo que sobra en TVE son las retransmisiones de fútbol porque, amén de carísimas, están más que cubiertas por otras cadenas públicas o privadas, y, por tanto, no requieren de la intervención de la cadena pública estatal para suplir carencia alguna; a diferencia de los toros donde ya he indicado que más de la mitad del territorio nacional no tiene acceso a los mismos.

En definitiva, no hay argumentos válidos para impedir la retransmisión de espectáculos taurinos en TVE; antes al contrario, hay argumentos sobrados para defender que TVE está obligada a retransmitir corridas de toros.

Lo que realmente subyace en la cuestión es que los actuales dirigentes del PSOE se han alineado con las posiciones prohibicionistas de los partidos nacionalistas, de los que en este tema taurino, como en cualquier otro campo, poco o nada bueno cabe esperar. Por tanto, con la actual composición del Congreso de los Diputados, no es viable ningún acuerdo que rompa esta cerrazón mental. Nuestra única esperanza es que esta postura hostil a todo lo taurino de los hoy dirigentes y diputados del PSOE sea corregida por la acción de aquellos militantes del partido que sean aficionados a los toros y, sobre todo, defensores de la libertad. Haberlos, haylos. Me consta.

A modo de coda:

Los taurinos, dicho sea con todo el ánimo peyorativo, tienen una oportunidad excelente para callar la boca al Sr. Oliart y a la Sra. Fernández Soriano, y ofrecer (conjuntamente entre empresarios, ganaderos y toreros) para la temporada 2011 la retransmisión de un mínimo de 10 corridas nocturnas, con las mejores ganaderías y las máximas figuras, sin cobro de derechos de emisión. Y con algún periodista taurino (de los menos malos, por favor) que lo comente gratuitamente. Así, las corridas serán fuera del horario infantil y no tendrán más coste para TVE que el desplazamiento de los medios técnicos. Pero no serán capaces de hacerlo, que nadie se ilusione ni se preocupe.

domingo, 28 de noviembre de 2010

Herederos de don Celestino Cuadri Vides: historia de una ganadería de bravo



Ayer sábado, don Fernando Cuadri compensó con creces el decepcionante juego que sus novillos dieron en la pasada feria de Cadalso de los Vidrios. A la salida del coloquio, la opinion era unánime: hemos asistido, como públicamente le dijo Miguel Moreno, a una lección magistral impartida por un humanista y ganadero enamorado de su profesión. Así, 17 años después, Miguel volvía a felicitar a don Fernando Cuadri, desde aquella pletórica tarde en las Ventas del 30/05/1993, con aquellas palabras que recogió Joaquín Vidal en su crónica de El País, titulada Así se viene a Madrid:

"¡Enhorabuena, ganadero!", gritó alguien desde los tendidos de sol [en realidad, desde la delantera de la andanada del 4, donde Miguel tiene su abono], ya avanzada la corrida. Y el resto de la plaza se unió a la felicitación. El ganadero merecía todos los parabienes por el esmero con que seleccionó sus reses, por la casta que exhibieron a lo largo de la lidia, e incluso por la bravura, que tuvo su mejor exponente en el quinto toro ["Clavellino"].

El coloquio se prolongó durante dos horas intensas, en las que el silencio absoluto de la concurrencia era una prueba evidente del interés con que se siguió el cautivador discurso de don Fernando.

Tan buen recuerdo me ha dejado la disertación, que me propongo dedicar una extensa entrada a la ganadería de Cuadri. En ésta me limitaré a reproducir los apuntes tomados a vuela pluma:

Los pilares de una ganadería son 4:

1º. La selección. En la selección se busca el carácter, el temperamento. Y el día de la tienta pueden influir factores que alteran ese carácter: la meteorología (dirección del viento, temperatura, lluvia, luna, etc.) o el estado de celo de la becerra. Es muy significativo lo que ocurrió con dos corridas de Jandilla que se lidiaron el mismo día (14/08/2006), una en Mont de Marsan que fue un fiasco total, con seis toros que se pararon, y otra en el Puerto de Santa María, de gran éxito. Los toros suelen comportarse mejor con llovizna.

La casta no es estable; tiende a desaparecer (si se dejase una ganadería sola, al cabo de unos años los animales estarían a la defensiva). ¿Por qué? No lo sabe; pero puede ser por instinto de defensa. Así, cuando la vaca va a parir se come la placenta (tanto por las proteínas, como para eliminar el olor a sangre, que atraería a depredadores) y lame al choto (para limpiarlo y también para eliminar ese olor a sangre). Es decir, para eliminar el riesgo.

Cuando en una especie animal surge una rareza, tiende a desaparecer. Por ejemplo, cuando los canarios se trajeron a la Península en cautividad cambiaron el color verde, con el que se mimetizaban en Canarias, por el amarillo. Si los canarios volvían a su estado anterior, desaparecía la mutación y ese color amarillo desaparecía y de nuevo tornaba el verde. En cambio, si se apareaba al padre verde con la hija amarilla, la rareza se fijaba. O sea, era la consanguinidad la que permitía mantener la rareza. Aunque esa consanguinidad mantenida deriva en problemas de degeneración.

El problema del toro de lidia es que, a diferencia de otras especies, no hay un modelo a seguir para la selección. Hay que seguir un criterio, pero, una vez elegido hay que mantenerlo firmemente, sin dudas.

En los años 80 abandonó la tienta de machos. Esto es posible cuando ya se tienen 30 o 40 años de ganadería y están perfectamente definidas las familias, porque un macho, puede no comportarse bien en una tienta, pero ser portador y transmisor excelente de los caracteres de la reata. La decisión se tomó en los 80, a raíz de una tienta en la que:
- se desechó por manso de libro a “Marinero”, que dio un juego excelente en Las Ventas;
- se desechó también a “Revisor”, que había sido echado antes a las vacas y que dio dos productos importantes: “Cazadora”, quizás la vaca más brava de la ganadería, y “Forastero”, toro triunfador de la feria de Fallas, lidiado por Luis Francisco Esplá;
- se eligió para semental a “Tacholero”, que fue toreado en la tienta por Alín. En 1984, donde 5 toros eran hijos de este semental, se produjo uno de los mayores desastres en la corrida de la Beneficencia de Madrid.

Cuenta con 28 reatas, y aplica un método para refrescar entre ellas.

2º. La alimentación. Cuanto más gordo esté el toro, menos cuernos desarrolla (porque a más grasa, menos queratina, menos pelo; y por la ley natural: cuanta más fuerza es necesaria menos defensa; por eso las vacas desarrollan más las defensas). Por ello, hay que buscar el equilibrio.

3º. La sanidad. De dos tipos: la obligatoria y la voluntaria o antiparasitaria, tanto en el pienso, como inyectable en los machos (que lo hacen desde las encinas).

4º. El manejo. También de dos tipos: el normal de herrado, sanitario, tienta, etc.; y el específico para preparar al toro para la corrida, consistente en moverlos diariamente con 5 minutos caminando, 10 al trote y otros 5 caminando. Esto se hace por varios motivos:

- Cansar a los toros y evitar las peleas que se producen por el orden jerárquico, más frecuentes en los cambios de tiempo.
- Aumentar la resistencia, que no la fuerza.
- Conseguir el hermanamiento de los toros.
- Acostumbrarlos a la voz del mayoral.

Esta preparación es necesaria porque se produce un cambio muy brusco del campo a la plaza: transporte y estancia en toriles, que llega a ser de 30 horas en Sevilla en un cubículo de 2 por 2 metros.

Sobre el debate actual planteado por los antitaurinos, es muy importante refutar la acusación de sufrimiento del animal. El dolor del toro en la lidia queda mitigado porque ha de atender a la lucha, a su defensa. Como ejemplo, lo que le sucedió recientemente a él mismo: tenía una gran dolor de tobillo, que le impedía andar, y vio como el coche donde viajaban su hijo y su mujer se salió de la carretera y cayó por un pequeño terraplén; paró y salió ¡corriendo! a ver qué había ocurrido y llegó al lugar donde estaba el coche, sin acordarse del dolor. Hay que tener también en cuenta que el toro vive 4 años de una vida regalada y sólo sufre, en todo caso, 20 minutos de su vida; mientras otros animales sufren durante toda su vida, como esas vacas famélicas que se mantienen para cobrar la subvención, pasando hambre. Otra ventaja es el mantenimiento de una flora y de una fauna específica del ecosistema, que en otro caso no existiría. En cualquier caso, cree que hay un profundo desconocimiento por parte de los prohibicionistas.

Los cuadris suelen dar más juego en corridas que en novilladas. Ha echado dos novilladas en los dos últimos años porque así puede evaluar antes el rendimiento de los sementales. De hecho, el mal juego de la novillada de Cadalso este 2010 ha provocado que 17 toros vayan a destinarse a toros para las calles en la provincia de Castellón.

Es indispensable que el toro tenga tanto casta como nobleza. La nobleza del toro encastado sale si el torero consigue dominar la casta. Desde la casta hay que bajar dos escalones para llegar a la mansedumbre; desde la nobleza, solo uno. Si el toro es simplemente noble, es simplemente tonto.

Los que son burros antes de la corrida suelen después ser bravos. Esto lo achaca a que el toro burro está entero, por no haberse empleado antes. Ejemplo de esto son: Aragonés (2008), Ribete (2010) y el ganador del premio de Zaragoza 2010.

El cruce que hizo su padre puede achacarse tanto al desconocimiento como a la curiosidad.

Don Celestino, en 1973 y aún joven, había cedido a los hijos la ganadería, y se había retirado completamente de la gestión, pero siempre informado y vigilante. De esta forma podía comprobar que los hijos podían llevar la ganadería con la posibilidad, en caso contrario, de volver a tomar las riendas. Así permaneció hasta la corrida de la Beneficencia de 1984, de la que he hablado antes; cuando su hijo llegó de Madrid, le estaba esperando con una lista de 61 vacas y un semental para mandar al matadero. “Llama a Moisés [un extremeño, tratante de ganados], no hace falta que te las pague, y que se las lleve al matadero”. Don Fernando -comentó irónicamente- miró a ver si también su nombre aparecía en la lista.

Más o menos el 90% de sus toros embisten mejor por el pitón izquierdo. La razón puede ser porque el herrado se hace en el costado derecho y, después, busca defenderse por ese lado.

El encastado bueno manifiesta su casta embistiendo; el malo, no. A sus toros encastados hay que dominarlos, para sacar su nobleza, y eso no siempre se consigue.

Los ganaderos del encaste Domecq son muy buenos porque caminan sobre ese filo de la navaja que separa la nobleza de la mansedumbre, y saben cuándo y cómo añadir el picante imprescindible para evitarlo.

El noble encastado embiste para coger; el noble descastado embiste para que le dejen en paz.

Sus toros favoritos han sido Clavellino (Madrid 1993), Aragonés (Madrid 2008) y el primero lidiado en Zaragoza este año.
Entre los asistentes se encontraba el excelente banderillero David Adalid, que manifestó:

Los cuadris imponen, tienen una seriedad grande y te están diciendo todo el rato: no te equivoques. Si les haces las cosas por alto te tienen de cabeza toda la tarde.


Al final del acto, la concejala de Festejos, Yolanda Martín, entregó un obsequio a don Fernando Cuadri, como agradecimiento y recuerdo de su participación en los Sábados Taurinos de Cadalso, en presencia de Alfredo Escudero, Julián Agulla y Roberto Cordero.

viernes, 26 de noviembre de 2010

Sábados taurinos de Cadalso: Ganadería de Cuadri


Mañana sábado, día 27, la V edición de los Sábados Taurinos en Cadalso de los Vidrios, dedica su atención a la historía de la ganadería de Celestino Cuadri, para lo cual está anunciada la presencia de don Fernando Cuadri. Allí estaremos.

martes, 23 de noviembre de 2010

Riguroso análisis numérico de las corridas de toros de los últimos 110 años

Uno de los blogs -si no el que más- que trata de analizar el fenómeno taurino aplicando criterios numéricos y estadísticos es El Escalafón del Aficionado, de Juan Medina.

Recientemente ha publicado un artículo riguroso sobre la evolución del número de corridas de toros en España desde 1901 a 2010, comparándolo con las variables más relevantes, como son la población y la renta per cápita.

Me sorprendió porque, en mi ignorancia, suponía que en las dos primeras décadas del siglo XX, sin televisión y con el fútbol aún en pañales, superarían de largo a la primera del siglo XX, donde los toros han desaparecido de TVE y el fútbol campa a sus anchas en estadios, medios de comunicación y conversaciones. Pero no, es en 1997 cuando se alcanza el pico máximo en relación con la población (23,84 corridas por millón de habitantes), y en 2007 el récord de corridas, en términos absolutos (1.010)

Juan Medina demuestra la íntima correlación que ha existido entre número de corridas y renta per cápita. No osbtante, es de apreciar, que desde 2007 la caída del número de corridas es muchísimo más pronunciada que la del indicador económico.

Pero mejor que mis explicaciones, recomiendo vivamente la atenta lectura del citado estudio, pinchando sobre el gráfico:

jueves, 18 de noviembre de 2010

Sábados taurinos de Cadalso: el rejoneo, otra forma de entender el toreo.

_MG_2260

El sábado 20, dentro del V ciclo de Sábados Taurinos de Cadalso de los Vidrios, intervendrán los rejoneadores Mariano Rojo, Rubén Sánchez y Curro Bedoya. Será a las 7 de la tarde en el Hogar del Pensionista.



La foto de Mariano Rojo está tomada del blog de Rafa Carlevaris

viernes, 12 de noviembre de 2010

Sábados taurinos de Cadalso: la prensa y el toreo

Dentro de la programación del V ciclo de Sábados Taurinos de Cadalso de los Vidrios, que organizan las concejalías de Cultura y de Festejos del Ayuntamiento, con la colaboración de la Asociación Taurina Cultural de Cadalso, mañana sábado le toca el turno a "la prensa y el toreo".



Para desarrollar el tema se anuncia a Julián Agulla, presentador de programas taurinos en el Canal 33 de televisión y colaborador en el programa radiófonico de "Es toros", amén de autor de dos libros: "Toros que han hecho historia", uno del período 1991-2002 y otro del 2003-2008. También intervendrá el fotógrafo taurino José María Vives.

miércoles, 10 de noviembre de 2010

José Luis Bote: un maestro forjado en la batalla

El pasado sábado, día 6, y bajo el título "Un maestro forjado en la batalla", José Luis Bote tuvo la gentileza de compartir con los aficionados reunidos en Cadalso su vida como torero, desde sus inicios en el Escuela Taurina de Madrid, apoyado por la familia de El Yiyo, con compañeros como El Fundi, Joselito, Carretero, Luis Miguel Calvo, Sevillita, Sandín, etc. que quedaron retratados para siempre en aquella película de Teo Escamilla titulada "Tu solo".


Su relato de aquellas cogidas que marcaron su carrera a sangre y fuego fue desgarrador y con la emoción difícilmente contenida. Recordó aquel bautismo de sangre como novillero en San Martín de Valdeiglesias, con la femoral partida y un largo proceso de recuperación. Después, su segunda cogida por un Isaías y Tulio Vázquez en Benidorm, que a punto estuvo de costarle la vida; esta vez en el pecho y contra el peto del caballo. Y la tercera, la del 17 de mayo de 1992 en la Feria de San Isidro, cuando un toro de Alonso Moreno de la Cova le acertó en las vértebras y a poco le parte la médula espinal. Mientras seguía atentamente sus palabras, pensaba lo bien que les hubiera venido escucharlas a aquellos que tan gratuita e injustamente acusan a los matadores de "torturadores": ¡vaya clase de tortura cuando el que la aplica sufre tamañas lesiones y desgracias!

Recordó con agradecimiento a todos aquellos que consiguieron recuperarle, en especial al doctor Val Carreres, a un neurocirujano, cuyo nombre no recuerdo, y a Paloma, su fisioterapeuta, que sudaba aún más que él en las sesiones de rehabilitación.

La casta torera se demuestra no solo en la plaza, sino en la vida. Contó que los médicos le habían desahuciado como matador de toros tras la cogida de Madrid y que le habían preparado los papeles para conseguir una pensión de invalidez de 250.000 pesetas (de aquella época) y un festival a final de temporada en Las Ventas, que rechazó, quizas de forma abrupta, cuando se rebeló contra la idea de dejar de ser torero. 

Con todo, quedaron secuelas de la cogida de Madrid, con problemas de movilidad, que le hicieron reflexionar sobre la forma de torear, especialmente sobre la necesidad de dar distancias al toro para evitar que se le quedara debajo, porque la lesión le impedía perder los pasos necesarios en ese trance.

La suerte le da la cara en una corrida en Boadilla del Monte en 1994, donde Miguel Núñez le hace ver que asiste el empresario mejicano, doctor Herrerías, quien en respuesta al brindis de su segundo toro, le promete confirmar en Méjico si cortaba las dos orejas. Se cumplieron tanto la condición como la promesa y el  1/1/95 debuta en la Monumental mejicana, pero sin conseguir ningún relieve. Bote se quedó en Méjico porque al fin y al cabo tampoco tenía nada en España. Unos meses después le sale corrida en Aguascalientes con Eloy Cavazos (al que tenían apartado sus dos toros), y corta cuatro orejas y dos rabos (resultado nunca conseguido ni antes ni después en esa plaza). Ese resonante triunfo le abre las puertas de las ferias mejicanas y españolas.

Recalcó que volvió a torear en San Martín y Benidorm. También en Madrid, aunque la empresa anduvo cicatera (el adjetivo es mío), al hacerle reaparacer con Murteira Grave, una de las ganaderías más duras de la época. Y aún más insensible fue la empresa (de los hermanos Lozanos) cuando le ponen en otra corrida dos sobreros de Alonso Moreno; ni su mozo de espadas se lo quería decir.

Curtido en el mal llamado Valle del Terror, recuerda que, en Sotillo de la Adrada, un peón puso un par desde el burladero, y la gente se tiró a pegarlos, y hubo refriega en el mismo ruedo entre espectadores y profesionales, mientras él andaba lidiando al novillo; al final, su apoderado tuvo que salir disfrazado de médico para evitar a los que fuera de la plaza les aguardaban. En Cadalso toreó en 1986 una novillada de Sotillo Gutiérrez muy desarrollada por delante.

No tuvo en ningún momento empacho en reconocer las tardes en que él no estuvo afortunado y en las dudas mentales que tenía en 1992, cuando la cogida de Madrid.

Al final, la concejala de festejos, Yolanda Martín, le hizo entrega de un detalle conmemorativo de su paso por los Sábados Taurinos.

He querido recoger de la manera más fidedigna posible mis recuerdos de la charla del sábado pasado, que fue presentada y moderada por Roberto Cordero, en un relato que espero no tenga muchos errores u omisiones, probables ambos porque no tomé nota alguna.

lunes, 8 de noviembre de 2010

Yonnet en Cenicientos

Gracias a la colaboración de Rafa Carlevaris, he actualizado con sus fotografías la entrada de la corrida de Yonnet en Cenicientos el pasado 15 de agosto, que puede leerse pinchando en este enlace: Toros para taxidermista. Cenicientos 15/08/2010

viernes, 5 de noviembre de 2010

Sábados taurinos de Cadalso: José Luis Bote

Mañana, día 6, comienzan los Sábados Taurinos en Cadalso de los Vidrios, en su V edición, ciclo organizado por las Concejalías de Cultura y Festejos del Ayuntamiento, con la colaboración de la Asociación Taurina Cultural de Cadalso.



La primera sesión está protagonizada por José Luis Bote, uno de los primeros y más destacados toreros salidos de la Escuela de Tauromaquia de Madrid, época en la que alterno con El Fundi y Joselito. La mala suerte se cruzó en su camino en la feria de San Isidro de 1992, cuando un toro de Alonso Moreno de la Cova casi le parte la médula espinal. Así lo reflejó Joaquín Vidal en El País:

El tercer toro era un pregonao, estuvo a punto de coger a varios toreros en el transcurso de una lidia desgarrada y enloquecida, y a quien atrapó fue a José Luis Bote. Estaba la brega en terrenos de sol pues el toro salía huido de los puyazos y allí se iba a intentar, una vez más, la suerte de varas. Bote capoteó al toro y este se le coló, volteándole. El torero pudo levantarse y salir corriendo en demanda de la barrera, pero el toro fue más rápido y le entrampilló junto a las tablas, pegándole la cornada en la espalda. Cuando se lo llevaban apresuradamente las cuadrillas, José Luis Bote iba en un grito, y quedó en la plaza la sensación de que estaba muy seriamente herido.

Un torero con mala suerte es este José Luis Bote. Un torero magnífico con muy mala suerte, procede precisar. Hace un par de años sufrió una cornada gravísima en Benidorm, cuyas secuelas le tuvieron inactivo muchos meses. Y ahora ésta cogida fuerte, que puede obligarle a una larga convalecencia. Ojalá no.

Apena el accidentado destino del hombre, naturalmente, mas también son de lamentar las frustraciones que sufre el torero, estilista en el arte de lidiar reses bravas y conocedor profundo de las suertes. De qué le vale tanta técnica y tanto estilo, sin embargo, esa es otra cuestión, al margen de las cornadas. De qué le vale, cuando le es prácticamente imposible desarrollar todo ese bagaje artístico, pues ha de pechar con lo que no quiere nadie. La corrida de ayer era de una bronquedad inusual en estos tiempos y si la toreaban tres espadas relativamente modestos no fue por casualidad. El resobado argumento de que siempre ocurrió igual en la fiesta es falso. Cierto que las figuras de las épocas históricas solían exigir ganado de casta brava y el de casta no tan buena se dejaba a los segundones. Pero esa era la única diferencia -no pequeña, de acuerdo, porque el toro íntegro salía para todos. Ahora, en cambio, a unos le echan el toro y a otros la mona. Y, encima, a los de la mona hay que llamarlos profesionales, poderosos y creadores del arte inmarcesible.

La confusión entre toro y mona es de tal naturaleza, que cuando sale alguno de aquellos, muchos se echan las manos a la cabeza. Cada vez acude más gente a las plazas con la pretensión de pasar una tarde apacible, como si fuera a presenciar un espectáculo de ballet. Y la fiesta no es eso. La fiesta es arte y es emoción. La fiesta es gloria y es tragedia. Y puede salir un toro bronco, como el de la cogida, y entonces los toreros han intentar dominarlo, pues todos los toros, ese y otros aún peores, tienen su lidia. El propio Dámaso González le planteó faena, y demostró que el toro pregonao no se comía a nadie; que cuando hay en plaza un torero con temple y recursos de maestro, puede hasta embarcarlo en la muleta, y aquí no ha pasado nada. El resto de la corrida tuvo parecidas dificultades y peligros, y tanto Dámaso González como Emilio Oliva -que sufrió en el segundo un enganchón- los resolvieron con oficio.

Y como opinión de José Luis Bote torero, ninguna mejor que la de Miguel Moreno, que transcribo:
Torero de los pies a la cabeza. Torero de una vez. Torero de sentimiento. Torero de lágrimas y emociones. Torero de los que demuestran que "el toreo es grandeza". Torero de seguirle con los ojos de mirar. Torero de esperarle con esperanza. Torero de cogidas trágicas, desoladoras, de las de volver a empezar desde el "casi-olvido"; recibidas entre otras plazas en: S. Martín de Valdeiglesias (novillero), Benidorm, Madrid... Torero de abrirme el corazón en canal al verle aparecer en el patio del desolladero de Las Ventas en silla de ruedas, convaleciente de su cornada en Madrid. Torero de hacer aficionados, pero también de aprender a hacerse hombres. Torero de silencios y necesidades, nunca de jaleos ni de abundancias. Torero onírico, de sueños para los demás. Torero de abrazos sinceros. Torero de esperarle en las plazas a la entrada (para darle ánimos con la mirada) y a la salida (para darle las gracias por las emociones). Torero que me hace sentarme frente al sol primaveral con los ojos cerrados. Torero que me ha hecho llorar. Torero bueno. Torero grande. Torero humano. Torero de corazón. Torero de agradecimientos: Gracias Torero.



La foto es de David Cordero, tomada de Torear.blogspot

miércoles, 27 de octubre de 2010

Los toros de Madrid 2010

Una vez concluida la temporada 2010 en Las Ventas, y al igual que en 2008 y 2009, publico el resumen de las puntuaciones de las corridas de toros a las que he asistido, que son las de las ferias de San Isidrito (salvo Marqués de Domecq), Aniversario y Otoño (salvo Torrealta), además de la corrida de Partido de Resina; en total, 26 corridas. Las fichas individualizadas de cada una de ellas han sido publicadas en el blog estrapicurciela junto con los respectivos comentarios.

El cuadro de toros que han obtenido una nota superior a 2,5 es el siguiente:

PuestoPuntuaciónNombreGanaderíaFechaTorero
3,19Pudoroso Victoriano del Río 5º 03/06 Castella
3,16Lezirio Palha 3º 28/05 F.J. Corpas
3,12CubilónPuerto de San Lorenzo6º 18/05Rubén Pinar
3,00RibeteCuadri5º 23/05Salvador Cortés
2,98FamosoJosé Luis Pereda5º 07/05Morenito de Aranda
2,91Reolín Núñez del Cuvillo 1º 01/10 Oliva Soto
2,88BonolotoEl Torreón5º 28/05Fernando Robleño
2,87Impulsivo Partido Resina 2º 25/04 José Calvo
2,87Grajito I Cortijillo 4º 05/06 Abellán
10º2,81MarismoPalha2º 28/05Fernando Robleño
11º2,80TrompetacoSamuel Flores4º 26/05J.J. Padilla
12º2,8Barberito Cortijillo 5º 05/06 Bautista
13º2,76GuindosoDolores Aguirre4º 09/05Rafaelillo
14º2,70FrijaneroCuadri3º 23/05David Mora
15º2,70PitinescoJavier Pérez Tabernero3º 27/05L. Bolívar
16º2,66Grajito II Cortijillo 3º 05/06 Bautista
17º2,65Enamorado Victoriano del Río 4º 03/06 El Fundi
18º2,61Aviador Partido Resina 6º 25/04 José Calvo
19º2,61PicanteJosé Luis Osborne2º 08/05Uceda Leal
20º2,57JoyeroConde de Mayalde2º 27/05Sergio Aguilar
21º2,53Empanado Victoriano del Río 2º 03/06 Castella
22º2,52Relatero Núñez Cuvillo 3º 02/06 D. Luque
23º2,50PitilloLos Bayones2º 16/05Emilio de Justo

Es decir, de 156 toros, sólo 23 obtienen esta nota mínima de 2,5 puntos, lo que representa un paupérrimo 14% o, lo que es lo mismo, aproximadamente uno de cada siete toros lidiados pasan el listón.

El cuadro de los peores toros, con puntuación inferior a uno es el siguiente:

PuestoPuntuaciónNombreGanaderíaFechaTorero
0,81CantareroJ.L. Osborne09/05El Capea
0,87ChismosoJ.L. Pereda07/05Leandro
0,99TalaveranoNavalrosal11/05César Jiménez

El toro más liviano fue Bretón, de Bañuelos, con 502 kilos, y el de más peso, Carrasquero, de Partido de Resina, que fijó la báscula en 673 kilos. La media de peso se situó en 557 kilos, entre los 532 de la corrida de J.L. Pereda y los 606 de la de Cuadri.

Las puntuaciones por ganaderías son las siguientes:

Corridas completas de 6 toros:

GanaderíaPuntuaciónFecha
Victoriano del Río2,5003/06
Cuadri2,4223/05
Partido de Resina2,2919/04
Cortijillo2,2805/06
Puerto San Lorenzo2,1318/05
Samuel Flores2,0826/05
Núñez Cuvillo2,0802/06
Núñez Cuvillo2,0319/05
Núñez Cuvillo2,0301/10
Vellosino1,9901/06
Baltasar Ibán1,8520/05
J.L. Pereda1,8407/05
Garcigrande1,8115/05
Valdefresno1,7331/05
Puerto San Lorenzo1,7103/10
Parladé1,5813/05

Corridas de 5 toros:

GanaderíaPuntuaciónFecha
Dolores Aguirre2,3609/05
Javier P-Tabernero1,9627/05
Alcurrucén1,9014/05
Salvador Domecq1,5106/05

Corridas de 4 toros:

GanaderíaPuntuaciónFecha
Palha2,4428/05
Los Bayones1,9216/05
Bañuelos1,7508/05
Martelilla1,4611/05
Juan Pedro Domecq1,3521/05

Corridas de 3 toros:

GanaderíaPuntuaciónFecha
Palmosilla2,1204/06

En cuanto a comportamientos (valorados de 0 a 5), las puntuaciones más altas fueron:

AspectoGanaderíaPuntuación
FijezaPuerto San Lorenzo3,00
MovilidadPuerto San Lorenzo2,83
AcometividadVictoriano del Río2,83
Embestida al caballoPartido Resina2,33
Embestida a los engañosPalha2,20
FuerzaDolores Aguirre3,20
NoblezaNúñez Cuvillo3,33
FierezaPalha/V. del Río2,50

Por primera vez en cuatro años, Palha no consigue la máxima puntuación en ganaderías y en toros.

P.D. El sistema de puntuación puede consultarse pinchando en este enlace.



Pudoroso (foto de Paloma Aguilar lasventas.com)

viernes, 22 de octubre de 2010

La Torerimaquia

Que a esto que llamábamos Tauromaquia hay que cambiarle el nombre, es cada día más evidente.

Ayer jueves, en las mesas redondas en defensa de la "fiesta nacional" que organizó Rafael Cabrera en la inauguración del X Aula de Tauromaquia del CEU, dos ganaderos, maltratados por el taurinismo, no fueron políticamente correctos, y se expresaron con contundencia y claridad respecto a la necesidad de no buscar fuera al enemigo de la denominada "fiesta", sino dentro.

Sólo dos pinceladas:

Tomás Prieto de la Cal: 
El toro ya no es el eje de la Fiesta. Ha dejado de serlo y ahora es el toro el que ha de adaptarse al torero, y no a la inversa como siempre había ocurrido. La evolución ha degenerado en involución, y por ello las fotos de los que van y vienen por los ministerios ya no son las que hubieran sido en otro tiempo: el Sr. Miura, el duque de Veragua, etc.
José Joaquín Moreno Silva:
Se ha echado tanta agua al vino que ahora cuesta aguantar como espectador una corrida entera. Sí, no estan mal, pero tampoco bien; el banderillero pone un par, sí, como el anterior, y como en el primero. En fin... ¡un coñazo!
Como había pocos "taurinos" y ningún "clavel" en la sala, las palabras de estos dos grandes ganaderos fueron interrumpidas varias veces con ovaciones.

lunes, 18 de octubre de 2010

Un cartel propio de una empresa impropia de Madrid. Las Ventas 17 de octubre de 2010

Taurodelta, con el beneplácito del Cuento de Arreglos Taurinos, sigue riéndose de la afición de Madrid. Obligada por el pliego a dar un festejo el domingo, anuncia a dos novilleros, dos, que se presentan por primera vez en la plaza. Con tan mala suerte que hubieron de apechugar con novillos que tuvieron mucho que torear.

Dije que no estaba dispuesto a dar a esta empresa un euro más que el estrictamente obligatorio para mantener los derechos de abonado, y así ha sido; la culpa de mi asistencia ayer a Las Ventas la tuvo un pase de invitación.

Y no digo más.


Cuadro de puntuación de la novillada de Montes de Oca del 17/10/2010 en Las Ventas




(Cada aspecto está puntuado de 0 a 5, y la nota media es ponderada, al no tener todos los aspectos el mismo peso en la puntuación)

miércoles, 13 de octubre de 2010

El tonto no descansa

La temporada de José Tomás acabó, desgraciadamente, en el mes de mayo, pero hay uno que sigue con ella:
"Y no puedo, ni debo, al elogiar a Álvaro, olvidar a José Tomás, en esta ausencia tan inmensa que nos ha jodido la temporada, cuando le acusaban con el dedo de la envidia, el dedo de los tontos del culo, que les cabe doble por el mismo, que sólo mataba cuvillos. Los cuvillos de JT. Lerdos de baba, habitantes de la estulticia, correlindes de la envidia: se acaba la linde y el bobo sigue".
El Mundo, 12 de octubre de 2010.

Quiere ser la crónica de la corrida de Zaragoza del día anterior. El vómito lo firma el hijo de Zabala, o Zabalita, como ustedes gusten llamar.

Curiosamente, en la misma página, un gran crítico, este sí, Javier Villán, no habla de los toros de esa corrida, sino de los toreros.

jueves, 7 de octubre de 2010

Dos promesas sólidas y un gran utrero. Guadarrama, 5 de octubre de 2010



Este verano me hablaron de la seriedad taurina de Guadarrama y, como se trata de un bien escaso, me interesé por su feria y elegí un atractivo mano a mano entre dos novilleros punteros, castellanos ambos, que se anunciaban con seis hierros distintos, aunque solamente de los encastes predominantes: Domecq y Núñez. Y allí, acompañado de Paquita, me planté antes del encierro, que con buen criterio se hace después del mediodía.

Esperando al camión de los toros, aprovechamos para fotografiarnos con Víctor Barrio. Después presenciamos en la calle el despejado encierro, compramos las entradas (a 10 €, precio este sí verdaderamente popular), vislumbramos el sorteo desde la última fila del tendido y tomamos un por qué antes de dar debida cuenta de las sustanciosas viandas que, con eficaz servicio, paladeamos en La Chimenea. No falto café y copa (pero sí el puro) en una agradable terraza, resguardados de un sol casi veraniego.

En la plaza, tres cuartos de entrada en los tendidos y casi lleno en el callejón. Ausencia grata de charangas peñistas y, en medio del tendido, una banda de música no uniformada a la que se adhirieron con entusiasmo el “tambor” y la “gaita” (léase dulzaina) que durante las horas previas nos hicieron evocar los sonidos del carnaval cadalseño.

A las 17.35 salieron los dos alguacilillos que encabezaban el paseíllo, a los sones de “Puerta Grande”, aquel pasodoble con que iniciaba TVE sus retransmisiones de corridas de toros ¡qué tiempos aquellos, cuando la televisión pública cumplía su función esencial de servicio público! Lo hizo desmonterado Jonathan Sánchez Peix (Juan del Álamo por nombre artístico) , al igual que un sobresaliente del que ignoro su nombre porque no vi cartel donde se anunciara. No sólo fue ignorado por el papel, sino que los dos diestros hicieron lo propio y no dieron pie para que hiciera al menos un quite. No había programa con los datos de ganado y cuadrillas, omisión salvada en parte con una tablilla anunciadora de los datos de cada novillo.

El primero de la tarde lucía el hierro de Ganadería del Tajo, segunda marca de la anunciada Ganadería de la Reina, pobre de cara, que se empleó en el capote, metiendo bien la cabeza, pero con escasas fuerzas. Perdió las manos al entrar al caballo, pero empujó fijo, aunque con la cara a media altura. Juan del Álamo se estiró por tafalleras, larga a pies juntos y natural aseados. En palos, Oracundo se vino un poquito abajo. La faena se inició con pases por alto a pies juntos, a la que siguieron unas tandas de toreo en redondo muy templadas, acordes con la nobleza del utrero, aunque algo despegadas. Bajó el nivel cuando se echó la muleta a la zurda, al rajarse el animal y quedar ya muy corto. La estocada fue buena de ejecución y colocación, pelín tendida.

Víctor Barrio se fue a los medios a recibir por tafalleras y espaldinas al segundo, un novillo de El Cortijillo, segunda marca de la anunciada de Alcurrucén, de astas caídas y abrochadas. No fijaron al burel y se fue al caballo por los adentros, del que salió con un refilonazo; vuelto al peto, no terminó de emplearse. Se echó el segoviano el capote a la espalda con unas gaoneras de mano baja en las que el animal se quedó cortito. El segundo tercio fue bueno, aunque Pianero anduvo aplomado. Barrio inició la faena de rodillas con pase “de grumete” (este término es mío, que nadie lo busque en otro sitio), perdiendo la muleta; repitió la suerte, y fue ahora el novillo el que perdió las manos. Nada merece contarse de la faena, porque el novillo era una auténtica borrega con la que el novillero estuvo a placer toreando prácticamente de salón. Lo liquidó en los medios de una estocada hasta las péndolas , pero que necesitó dos golpes de verduguillo.

Mal presentado estaba el tercero, de Núñez del Cuvillo, con unas astas llamativamente gachas, especialmente la derecha. Se comportó bien en los buenos lances de recibo, mal rematados ya en los medios. Entró al relance en la primera vara, empujando, pero cuidándole el piquero; volvió por su cuenta al caballo de donde salió sin recibir la caricia de la puya. Persiguió en palos y David Sánchez, tras clavar pescuecero un rehilete, no supo esquivarlo, ni nadie cortó al utrero, que haciendo hilo acabó estrellando al peón contra la barrera, donde le tuvo a su merced, sin más consecuencias que el fuerte golpe porque, como ya dije, no era ofensivo de defensas. Acreditó Peleón su flojera y falta de casta en la muleta. El salmantino lo agarró muy en corto por ambos pitones para aprovechar las medias arrancadas del animal y tan a gusto se encontraba con su nobleza que se puso pesadísimo dando pases a una silla. La estocada quedó desprendida y no necesitó de puntilla.

Subió el nivel de presentación con el cuarto del encierro, de la ganadería de Garcigrande. Lo recibió Barrio toreando de rodillas y lanceando después bien por verónicas. Se arrancó solo por los adentros al equino, y la puya quedó caída y trasera, sin que el varilarguero rectificara; Deformado cabeceaba sin emplearse. El quite esta vez fue por navarras. El tercio de palos fue excelente, y eso que el bicho había quedado con pies (lamentablemente no reconocí a los protagonistas). El brindis fue para el ahora famosísimo Juan Mora. Los inicios fueron castellistas, pero más templados los pases cambiados que los que suele recetar el francés, en los que burel perdió las manos. Toreó Víctor por ambas manos vertical y asentado, aunque algo centrífugo en algunos pases, a un animal de buena arrancada y humillado, pero al que costaba desplazarse. Sobresalió un precioso remate por bajo en el trasteo final. Muy baja quedó la espada.

Impresentable por achotado era el quinto, con el hierro de El Torreón en la piel, que además era en exceso flojo. Se simuló la suerte de varas, lo que no fue óbice para que perdiese las manos en el quite por gaoneras. Juan del Álamo dibujó el toreo con trazo fino, pero la pluma apenas tenía tinta. Eso sí, Bautista, que fue a más, lamía la arena en cada pase, y el mirobrigense lo exprimió con templadísimos y largos naturales y tanda final de derechas que provocó el clamor. Todo ello bajo la atenta mirada desde el callejón del ganadero, César Rincón. Despenó al choto de pinchazo sin soltar y estocada desprendida.

De buena presencia fue el toro de la jota (cuya música se acompaña con palmas al estilo aragonés), de Victoriano del Río. De nuevo lo saludó Barrio de rodillas (cosa que debería replantearse), para enjaretarle ya de pie tres estupendas verónicas rematadas con una serpentina. Lo llevó galleando al caballo, que salió de la primera raya para que su jinete señalara bien y sin castigar al novillo que empujó fijo, pero sin excesiva codicia. El quite fue de dos faroles (lance inapropiado) y una larga. Pareó bien Miguel Martín, que se desmonteró, con buena brega de Carlos Ávila. El buen comportamiento del morito en palos se evidenció aún más en la muleta, embistiendo con los cuartos traseros, con mucha transmisión. Lo aprovechó muy bien el sepulvedano en varias tandas por el pitón derecho, esta vez metiéndoselo más para adentro con pases templados y largos; no así los naturales en que le tropezó en exceso la muleta, pecando de cercanías. Terminó con manoletinas y una media que precedieron a una estocada trasera.

Ambos actuantes salieron a hombros y fueron muy pacientes firmando autógrafos antes de montarse en sus furgonetas.

En resumen, los dos espadas acreditaron su buen concepto del toreo, muy templado y estilista Juan del Álamo, más vertical y asentado Víctor Barrio, ambos con variedad y buen manejo del capote, y el primero aceptable con los aceros. Ahora bien, los novillos fueron excesivamente dulces, salvo el encastado sexto, en general flojos y de presentación demasiado baja, hasta el punto que tercero y quinto no debieron salir a la arena, si es que Guadarrama quiere mantener su fama de seriedad taurina.

No lo he dicho, pero en el cuadro de puntuación están anotados los ocho apéndices que se cortaron.


Cuadro de puntuación de la novillada del 05/10/2010 en Guadarrama






(Cada aspecto está puntuado de 0 a 5, y la nota media es ponderada, al no tener todos los aspectos el mismo peso en la puntuación)


Una corrida sin casta echa el cierre a la temporada. Las Ventas, 12 de octubre 2017

Las cinco de la tarde es la hora trágica y poética de los toros desde que Federico García Lorca lloró la muerte de su gran amigo Ignacio Sá...