sábado, 26 de junio de 2010

Autores románticos: Gonzalo García de Castro.

En mis habituales paseos por la Cuesta de Moyano curioseo el contenido de las cajas de libros que los vendedores ocasionales descargan en los puestos. Alguna vez me he topado con la sorpresa de que todos los libros son iguales, incluso estuchados. Se trata de ediciones de libros, patrocinadas por entidades públicas o financieras (Cajas de Ahorro, generalmente) que ni siquiera llegaron a distribuirse en su totalidad. Imagino en estos casos que muchos de los libros que sí llegaron a regalarse, fueron directamente a parar a una estantería y duermen allí, vírgenes de todo ojo lector.

En contraposición, hay muchos autores independientes que, por no tener el favor de las personas que mangonean en estos cotos públicos o semipúblicos, han tenido que hacerse además editores, impresores y distribuidores de sus propias obras. Son los que llamo autores románticos.

- Sí, lo de Eustorgio es casi un homenaje a mi abuelo, que se llamaba Gualtero y al que dedico póstumamente la obra.

Los buenos oficios de un amigo común y la amabilidad del autor me han permitido colarme en el sancta sanctorum de la casa de don Eustorgio-Gonzalo García De Castro, rodeado de libros y vídeos taurinos por todas partes, menos por una que se llama ventanal.

- Cuando me jubilé, empecé haciendo unas fichas de ganaderías y los amigos me animaron a que le diera la forma de libro. Así empecé en el año 2004, pero sobre la base de una documentación que había ido analizando y reuniendo muchos años antes. Después de cinco ediciones de esta Guía Genealógica de las Ganaderías de Bravo, en 2009 la edité también en formato CD, que permite enlaces rápidos y agiliza la consulta. Sí, precisamente ese que traes.

A modo de salvoconducto -innecesario- había llegado con el CD de 2009, que conseguí la noche de su presentación en la Fundación Casa Patas, debidamente dedicado.

- Ten, esta es la sexta edición, que tengo el gusto de regalarte en formato de CD, actualizado a 2010. La carátula es nueva y la he diseñado yo. Siéntate aquí que voy a mostrarte su contenido y su manejo.



No hubo esta vez problemas con los dichosos aparatos informáticos y la demostración fue completa, con el añadido de un entusiasmo que solo los creadores pueden transmitir al hablar de su propia obra.

- Aquella noche en Casa Patas, el fallo fue mío: el cable de señal estaba roto.

Es todo un lujo poder charlar con reposo e intimidad de una obra con su propio autor, y más si es un profundo conocedor del toro, la materia prima básica de este producto que llamamos Tauromaquia.



- No hay que fiarse de lo que te diga ningún ganadero. Alguno me ha llamado protestando porque en el libro figuran datos que no concuerdan exactamente con los ofrecidos en los medios oficiales. Por ejemplo, me dice uno que en su ficha aparece que aún mantiene un encaste que ya no figura en el libro de la UCTL; y yo le respondo que si él mismo no manifiesta que ha eliminado "todo lo anterior", yo no tengo más remedio que mantener su anterior encaste, junto al nuevo.



Perfectamente ordenados por series, me llama la atención una estantería repleta de vídeos de toros, cuyas carátulas él mismo ha diseñado para que adosados sus lomos formen un original dibujo.

- Precisamente, en una finca me comentaba el ganadero que había eliminado "todo lo anterior", y yo le dije, señalando a un toro que estaba en una pequeña loma: Mira, ahí lo tienes, un Marcos Núñez. Trató de disculparse, achacando que algún "chorretón" aún le quedaba. Ocurre que muchos de ellos silencian sus propios datos porque, como me han confesado, si lo supieran los taurinos, no les compraban los toros.



Al otro lado del ventanal, un paisaje de árboles primaveralmente verdes ahonda la sensación de placidez que Gonzalo transmite con su voz tranquila y su barbuda bonhomía.

- Siempre ha habido alquiler subrepticio de sementales entre ganaderos, que no pasan por ningún libro. Ahora, con la inseminación artificial, esto se hace de forma más sencilla y oscura. Pero no creas que todos los ganaderos conocen su casa; yo tuve un jefe que era de familia ganadera e ignoraba muchas cosas de su propia ganadería. Además, es un hecho curioso el que casi ninguno se preocupe de saber nada de los demás hierros.



Terminada la demostración de uso, me descubre su gran tesoro: el único ejemplar de un libro completo de tauromaquia, una auténtica enciclopedia taurina inédita, donde demuestra no sólo su profundo conocimiento y afición, sino su talante abierto, al exponer cada materia desde distintos fundamentos o diferentes puntos de vista, alejándose de cualquier dogmatismo. Una joya que espero algún día pueda ver la luz.

- Vamos, cogemos el coche y te invito a tomar algo.

Al abrigo de la barra y al calor de unos vasos de vino (él) y de cerveza (yo), hablamos algo más de nosotros y también de la forma de encauzar su obra para que sea más conocida.

- Me han dicho que debería publicar esto en internet en una página web de acceso restringido, pero yo no sé cómo se hace eso. De momento tengo que seguir distribuyendo el libro a través de la Librería Rodríguez (casi a petición) en la calle Marqués de Zafra nº 31, y el CD directamente a través de pedidos a mi móvil 662 088 910 o al e-mail g.garciadecastro@gmail.com

Miembro desde su fundación de la Asociación El Toro, me comenta cosas del fallecido Salva en su doble faceta de aficionado y ganadero; hablamos de Cenicientos y de Cadalso, donde estuvo hace unos años con unos franceses asiduos de la feria corucha, "en una terraza muy agradable, debajo de un árbol grande" (sin duda, El Tilo), y nos despedimos hasta un próximo encuentro en el que esperamos contar con nuestro amigo común.

Hombre sabio y, como tal, humilde, hace figurar en el contenido de su CD, este lema:



Nota: Publicado originalmente en el blog estrapicurciela
Comentarios a esta entrada

jueves, 24 de junio de 2010

Coloquio San Isidrito 2010

La Asociación Taurina Cultural de Cadalso de los Vidrios ha convocado a sus miembros y a cualquier persona interesada a una charla-coloquio sobre San Isidrito 2010, el próximo sábado 26 de junio, a las 8 de la tarde en el Hogar del Pensionista.

Una prueba más de lo masoquistas que somos los aficionados taurinos.

Allí nos veremos.



Nota: Publicado originalmente en el blog estrapicurciela
Comentarios a esta entrada

martes, 22 de junio de 2010

Ni prórroga ni asociaciones al poder



Diez asociaciones taurinas han dirigido a la Presidenta de la Comunidad de Madrid un documento titulado VALORACIÓN CICLO FERIA DE SAN ISIDRO Y ANIVERSARIO 2010, subtitulado UN FIASCO PREVISIBLE.- NECESIDAD DE UN CAMBIO EN LA GESTIÓN, en el que denuncian el muy pobre resultado del Ciclo, responsabilizan a Taurodelta S.A. y a la Comunidad de Madrid, y terminan proponiendo que se tomen seis medidas con carácter inmediato. (Digo yo que la primera medida que pudieron ellos adoptar para protestar por este fiasco previsible, era el boicot, por el simple método de devolver las entradas de alguna de las corridas en que ello era posible, para oprobio del C.A.T. y daño al bolsillo de Taurodelta).

Los lectores habituales de este blog conocen perfectamente mi opinión sobre Taurodelta y el Centro de Asuntos Taurinos. Los demás pueden hacerse una idea pinchando en la banda lateral la etiqueta  Cuento de Arreglos Taurinos.

Sentado lo cual, días antes de callarme definitivamente, denuncio que el citado documento tiene muy poco de "valoración" y huele mucho a "intereses particulares". Si obviamos la paja previa y nos centramos en la sexta y última de las medidas que se proponen, nos encontraremos con el quid de la cosa: participación de las asociaciones "en la gestión de la temporada taurina" y reforma en "la composición, representatividad y competencias del Consejo de Asuntos Taurinos de la CAM".



O sea, en román paladino: los dirigentes de estas asociaciones quieren entrar en el momio del Consejo y tener poder de gestión en la organización taurina de Las Ventas. Y esa no es la finalidad del asociacionismo.

Las asociaciones taurinas deben servir al mejor cumplimiento de sus fines, y no como instrumento de proyección personal de sus dirigentes y de su participación en mangoneos gerenciales. Sería preocupante que el presentador del documento, tan compuesto de nombre y apellidos, y que se presenta como mandatario verbal de las asociaciones, pudiera llegar a pintar algo en la gestión taurina de Las Ventas. Y digo que sería preocupante porque, además de su obsesión por el aspecto normativo del asociacionismo taurino, don J.L. M.-M. R. de T. tiene un concepto utilitarista del abono venteño, como reiteradamente señala en la tertulia radiofónica de El Albero, de la que es asiduo. En efecto, para él los malos carteles de la feria impiden que los titulares de los abonos puedan dedicarlos a las atenciones sociales, porque los invitados pueden sentirse menospreciados con tan pobre regalo. Con este pensamiento, no dudo que si le dejan meter mano en la cosa, en menos que canta un gallo, Las Ventas (al menos, la sombra) se convierte en Zona VIP.



Además, en estos tiempos de crisis, debe revisarse la financiación pública de las asociaciones de todo tipo, pues sería muy saludable que éstas vivan de las cuotas de sus asociados, de forma que los recortes presupuestarios deben empezar por la reducción o supresión de las subvenciones a partidos políticos, organizaciones empresariales, sindicatos, etc. Y en este "etc." deben incluirse las asociaciones taurinas (y las antitaurinas). De las diez asociaciones firmantes, en 2009 siete sacaron tajada del canon que paga Taurodelta a la Comunidad, en concreto, obtuvieron las siguientes cantidades (en euros):

Federación Taurina de Madrid7.220
Unión de Abonados Taurinos de Madrid5.890
Peña Taurina "Los de José y Juan"6.080
Peña Taurina "El 7"
Asociación "El Toro" de Madrid5.320
Club Taurino Madrileño
Asociación de Abonados de "Las Ventas"3.230
Peña Taurina "El Puyazo"2.660
Asociación Taurina "Casa de Córdoba"2.470
Peña Taurina "Los Cabales"

Sería peligroso también que se considerasen representativas estas asociaciones, mayoritariamente de abonados. La Comunidad no debe atender exclusivamente a los intereses de los privilegiados con abono, en perjuicio de los aficionados que aspiran a conseguirlo. Es más, la Comunidad debe llevar a cabo una profunda reforma del sistema de abonos, impidiendo que entidades mercantiles puedan ser titulares de los mismos y limitando a un máximo de dos (o de uno) el número de abonos a favor de un sóla persona, para así conseguir que en la condición de abonado prime el interés del aficionado sobre el interés mercantil de la invitación o la reventa.

Yo espero que la Comunidad niegue la prórroga a Taurodelta, suprima el malhadado C.A.T., desmantele los burladeros de callejón, elimine el carácter reservado del aparcamiento y dé publicidad a los nombres de los agraciados con pases de favor, con expresión de sus méritos para tal dádiva. Y cuando los dirigentes políticos de la Comunidad de Madrid deban pedir consejo en materia taurina, recaben la colaboración de aficionados, sean o no dirigentes de asociaciones, que estén dispuestos a darla de forma altruista, sin recibir siquiera una invitación o un pase de aparcamiento.

Addenda: Contra esta costumbre de la invitación con cargo a las arcas públicas, escribió en 1906 doña Emilia Pardo Bazán en La Ilustración Artística, proponiendo que fuesen “los años y servicios en materia de beneficencia título preferente para el reparto de billetes de convite”, o, en su defecto, “que los centros oficiales diesen publicidad a los nombres de las personas invitadas”. Cien años después, el progreso sigue sin preocuparse de esta "des-igualdad".

Nota: Publicado originalmente en el blog estrapicurciela

lunes, 21 de junio de 2010

¡No más cuentos, por favor!

He dejado pasar un prudente tiempo de reflexión tras la conclusión definitiva de las ferias encadenadas de Madrid (tómese esto con buen talante), para repasar las declaraciones del Sr. González, jefe del CAT, realizadas en los micrófonos de El Albero allá por los inicios de la feria de San Isidrito 2010.

Durante la entrevista, Rafael Cabrera, a propósito de la posible prórroga a Taurodelta, hace la siguiente manifestación:

R.C. -Ya sabe que aquí en la cadena Cope somos bastante críticos en general con la empresa de toros madrileña. Yo sinceramente creo que es una de las peores que haya podido pasar por la plaza de toros de Madrid en los últimos tiempos. Yo conocí la empresa Toros Madrid de Jardón y después a Canorea, a Berrocal, incluso Manolo Chopera, los Lozano, y posteriormente las dos empresas que ha comandado Juan Antonio Martínez Uranga: Taurovent y Taurodelta. Este año toca además esa prórroga, prórroga que ya sorprendió en buena medida a los aficionados el año pasado, no por las fechas, sucede en verano porque tienen que suceder ahí, sino porque la opinión mayoritaria de casi todos los grupos y asociaciones era contraria a esa renovación. ¿Cómo ven ustedes de cara a este próximo año esa posible prórroga?

I.G. -Yo respeto todas las opiniones, pero creo que la empresa ha hecho una magnífica labor durante los años que lleva explotando la plaza, ¿no? Es evidente que en Madrid ha habido siempre grandes empresarios y otros no tan grandes; usted ha citao algunos que estuvieron a punto de llevarse la plaza de Las Ventas por delante…

R.C. -Berrocal se llevó un burladero y todo.

I.G. -Bueno en fin yo no quiero entrar ¿no? porque ya agua pasada no mueve molino, pero creo que José Antonio Martínez Uranga es uno de los mejores empresarios taurinos yo creo que hay en este país y desde luego que ha habido a lo largo de estos tiempos; es un hombre ya mayor con una gran experiencia, con muchas plazas a su espalda y creo que con todas las dificultades que tenía sustituir un largo período como fue el de los hermanos Lozano, que estuvieron muchos años al frente de la plaza de toros y que dejaron de gestionar la plaza de toros voluntariamente, porque nosotros les ofrecimos que siguieran en esa gestión, fueron ellos los que decidieron unilateralmente no seguir gestionando la plaza, pues convocamos un concurso por eso. Y creo que la experiencia de estos años ha demostrado que Juan Antonio Martínez Uranga es un magnífico empresario de toros y que con todas las críticas que siempre se pueden hacer, porque cada uno tiene sus preferencias, la plaza de toros de Madrid ha estado gestionada yo creo que extraordinariamente bien.

[Puede comprobarse que el jefe de la cosa esta de los Asuntos Taurinos llega hasta la hipérbole insostenible para justificar lo injustificable, y aquí Rafael Cabrera, que había empezado con las zapatillas atornilladas en la arena y cargando la suerte, empieza a recular]

R.C. -¿No cree que, sin embargo, que es un lastre verdaderamente importante ese tan elevado canon que, en buena parte, pues lógicamente es oferta de la propia empresa?

I.G. -Yo no sé si es un lastre o no, lo que sí que digo es dos cosas, primero, que hubo empresas que ofrecieron un canon mucho mayor la empresa ganadora, luego es evidente que alguien pensaba que no era tan elevado ese canon, sino que estaba dispuesto a hacerlo más alto, y en segundo lugar creo que cuando uno repasa cuál han sido las organizaciones de las ferias de San Isidro o esta misma feria que acaba de empezar esta misma semana, creo que es una feria magnífica donde están todos los toreros, ganaderos, etc., y todos los aficionados en Madrid ven que la feria de San Isidro es una feria sigue siendo sin duda la primera del mundo; aquí está todo el mundo, toda la variedad, se puede ver absolutamente todo, no falta nadie, ya sé que falta desgraciadamente Enrique Ponce, pero por razones ajenas a lo que hubiera sido el deseo de la empresa…

[Hago un nuevo inciso: en su día, alguien quiso ponerse una medalla, como defensor de los abonados, anunciando a bombo y platillo la limitación del pliego en cuanto al número de festejos de la feria de San Isidro. Después vendría el fraude al pliego con la primera Feria del Aniversario (o del Clavel), que se justificó como un hecho excepcional, pero que se ha consolidado en el tiempo hasta el punto que ya el propio jefe del CAT unifica las ferias encadenadas en una sola (corridas de la Prensa y Beneficencia, incluidas) y la denomina feria de San Isidro. Esta confusión no es exclusiva del Sr. González, sino extendida en la afición, la prensa y todo el enredo taurino, como puede comprobarse leyendo el folleto que editaron con ocasión de la corrida de la Beneficencia. En definitiva, hemos vuelto al punto de partida, y la feria de San Isidro, en sentido laxo, vuelve a ser el interminable ciclo del mes completo. Sobre lo de que "es una feria magnífica en la que están todos", comentaré más adelante]

R.C. -Sí, sino incluso Hermoso de Mendoza, pero también por razones lógicamente ligadas un poco a la política empresarial y al mundillo de los toros, en lo que evidentemente la Comunidad no tiene arte ni parte, desde luego.

I.G. -Le aseguro sé y me consta que el empresario ha hecho todo lo posible porque todos estuvieran aquí.

R.C. -Eso sí se lo reconozco, sin embargo. El hecho de que se vaya a promover la fiesta como bien de interés cultural, (…) sin embargo, choca un poquito con determinados carteles en la feria más importante del mundo como es la feria de San Isidro, donde es verdad que está todo el mundo, pero donde quizás se debiera primar el hecho de que aquí vinieran los mejores y se pusieran entre ellos, como antaño, pues en cuatro cinco corridas a ver quién de verdad ostenta el cetro de la tauromaquia.

[Aquí Rafael Cabrera ya ha echado descaradamente el paso atrás.]

I.G. -Usted seguramente sabe mucho más que yo de esto, pero le diré varias cosas de lo que yo conozco. Primero, nuestro pliego de condiciones exige que en todas las corridas haya una representación de los primeros toreros del escalafón, y en todas las corridas, y en la feria eso se cumple. En segundo lugar usted sabe que no todos los toreros quieren torear juntos unos con otros y no todos los toreros quieren torear a las mismas ganaderías, y muchas veces no es por voluntad del propio empresario, que seguramente sería el más interesado en poner esos carteles a los que usted se refiere de antaño donde, en fin, había unas rivalidades de los toreros que en ese momento…
R.C. -Se acordará usted: Paco Camino, El Viti, Diego Puerta, Antonio Ordóñez, y venían a tres, cuatro tardes cada uno en una feria de San Isidro que eran 16 o 18 espectáculos

I.G. -No toreaban tres o cuatro tardes juntos. Ahora, por ejemplo, eso es bastante complicao, usted sabe como yo, en fin, no voy a dar nombres para no entrar en cuestión, pero unos y otros no quieren torear juntos y no quieren torear las mismas ganaderías, incluso unos exigen una serie de derechos y otros, otros, y en algunos casos no sabemos si es realmente un tema de convicción o un tema de justificación para evitar esos manos a manos o esas coincidencias en los carteles ¿no? Usted sabe que también algunos imponen por delante algún torero que abra cartel, en fin, no es tan sencillo. A nosotros nos gustaría que eso fuera así, y estoy seguro que al empresario también porque evidentemente esas corridas serían las más atractivas o mucho más atractivas de lo que ya son para los espectadores ¿no? pero realmente cuando es posible, se hace.

R.C. -Cumpliendo como cumple la empresa, eso yo creo que eso le consta prácticamente a todo el mundo, porque así que vigilan evidentemente desde el CAT, desde el Consejo, el cumplimiento absoluto de lo que es el pliego de ofertas y de condiciones, cumpliendo como lo es ¿no cree también que Madrid está derivando quizás hacia las grandes ferias y olvidándose un poco, un tanto, bastante, del resto de la temporada, sobre todo en verano?

[Cabrera, definitivamente, se alivia, se pone de perfil y recurre al pico del micrófono]

I.G. -Yo creo que no, la empresa ha hecho de todo y sigue haciendo de todo, hace nocturnas, hace de todo para tratar de captar la mayor afluencia de público. Es verdad que el verano siempre ha sido una época muy complicada, y pese a que la empresa ha introducido todo tipo de variantes para atraer al mayor número de público posible, pues es verdad que la demanda o la afición que en ese momento se acerca por el ruedo pues es una afición mucho menor, pero el hecho cierto es que Madrid, también por pliego tiene que dar 90 festejos, y además no se olvide que este año financiamos a tres escuela de tauromaquia ya; es decir, que además de ser una plaza de temporada yo creo que la labor fundamental que se hace desde la plaza de Madrid también es cultivar los graneros de los que tienen que surgir figuras del torero mañana, y eso también es muy importante.

Ya ve el lector cómo está el panorama taurino en Madrid, y las escasas esperanzas de un cambio. El jefe de la Cofradía del Amén a Taurodelta declarando públicamente su devoción, y uno de los medios más independientes en lo taurino, compartiendo sus máximas: "en la feria de San Isidro está todo el mundo" y "la empresa cumple absolutamente el pliego concesional".

¡A mí que no me vengan con cuentos! Eso es absolutamente falso:

1º. "En la feria de San Isidro está todo el mundo". Salvo que por "todo el mundo" se refieran a todos los políticos, satélites y paniaguados que entran por la cara y en los mejores lugares de la plaza, la afirmación no puede ser más embustera. Una simple y llana comparación de seis toreros y otras tantas ganaderías, entre presentes y ausentes de la feria de San Isidro stricto sensu, es suficientemente ilustrativa:

Toreros


Estaban anunciados en los carteles de la feria de San Isidro, por ejemplo:

El CapeaJ.M. MasGabriel Picazo Emilio de JustoIsrael LanchoIván García

No estaban anunciados, por ejemplo:

E. PonceJosé TomásA. Ferrera El Fandi Cayetano A. Barrera

Otros, como Morante o El Juli, una sola tarde, y Manzanares optó por operarse y no actuó.

Ganaderías


Estaban anunciadas en los carteles de la feria de San Isidro, por ejemplo:

Salvador DomecqA. BañuelosMartelilla ParladéJuan Pedro DomecqJavier Pérez-Tabernero

No estaban anunciadas, por ejemplo:

José EscolarEl PilarVictoriano del Río Fuente YmbroVentorrilloConde de la Maza

Omito a Victorino Martín porque se autoexcluyó.

Dejo que sea el lector quien saque sus propias conclusiones.


2º. "La empresa cumple absolutamente el pliego concesional". También falso de toda falsedad, para lo cual me remito a otras entradas donde se demuestra que en 2009 y 2010 Taurodelta ha incumplido el pliego de condiciones y los términos de su propia oferta, con el consentimiento del Cuento de Arreglos Taurinos:

El cartel de la feria que aprobó el C.A.T.

San Isidrito 2010 versus San Isidrín 2009

San Isidrito o los teloneros de la feria del Clavel

La increíble prórroga a Taurodelta

Una tomadura de pelo consentida (1ª parte)

Una tomadura de pelo consentida (2ª parte)

Una tomadura de pelo consentida (3ª parte)

Nota: Publicado originalmente en el blog estrapicurciela
Comentarios a esta entrada

viernes, 11 de junio de 2010

Un enlace digno de visitarse

Tony ha recopilado, en su blog Sototalbos vive, tres vídeos de momentos históricos de un torero genial, que recomiendo visitéis (con lectura obligada de su primer comentario).

De nada.

Nota: Publicado originalmente en el blog estrapicurciela
Comentarios a esta entrada

jueves, 3 de junio de 2010

Torerimaquia, estética y capote. Las Ventas 2 de junio de 2010

Hablaba ayer de la estética y los toros. Escribía otro día sobre la torerimaquia, ese sucedáneo de la Tauromaquia sin toro de lidia, donde todo se supedita al lucimiento estético del torero en la faena de muleta. Precisamente para tal fin se ha criado el torito "colaborador" que inunda el mapa ganadero actual. Y justamente la factoría Núñez del Cuvillo es la más acreditada en la fabricación del modelo. Hoy, los cuvillos han hecho honor a su fama de "toreabilidad": nobles, con la movilidad y las fuerzas suficientes y justitas. Además, se les ha cuidado con esmero en el peto, donde medio cumplieron, por fijeza más que por codicia o poder. De fiereza o acometividad, por contra, poco o nada.

En este contexto (y lo recalco: en este contexto), la tarde de hoy ha sido lucida en uno de los tercios que los públicos conciben como trámite enojoso que simplemente retarda la llegada del último. Y, por esta novedad, la tarde de hoy merece ser recordada. Los otros dos tercios, esta vez, sobraron.

Hace un año, el capote resucitó por obra y gracia de Morante de la Puebla, en una tarde de juanpedros. Duró poco su vitalidad y volvió a entrar en coma rápidamente, hasta que nuevamente Morante ha obrado el milagro de llevar al capote al lugar que ocupó en el toreo clásico.

Los cuvillos salieron "ahormados", permitiendo así a los tres espadas lancear con comodidad en los saludos, que quedaron vistosos, en especial los de Cayetano al segundo, Luque al tercero y Morante al cuarto, al que sacó a los medios con verónicas de enjundia pero con mal remate.

Ya había hecho Cayetano en el segundo un quite lucido por tijerillas invertidas, al que siguió otro de Luque de verónica, media y revolera (que había empezado desluciendo Fernando Pérez que distrajo al toro por no quedarse quieto).

El tercer toro (adolescente de cuerpo, pero con cara de adulto) se había dormido en el peto en la primera vara, a cuya salida Luque realizó un quite de chicuelinas en corto; tras el picotacín siguiente, Morante instrumentó un quite por verónicas, enormes las dos primeras, en las que rectificó terrenos en demasía; replicó Luque por verónicas, de las que sólo destacó la primera; y autorizó al de La Puebla a un nuevo quite, esta vez con unas preciosas chicuelinas de giro inverso (que, junto a una media que referiré más adelante, fueron lo mejor de la tarde); aún Luque respondería con otro quite por chicuelinas vulgares, pero bien rematadas con dos medias. Luque y Morante se dieron la mano en señal de felicitación ante la mirada seria de un Cayetano convidado de piedra, como lo fuera su hermano Francisco años atrás en un pique de Joselito y Ponce. El nobilísmo toro quedó agotado y no dió opción en el último tercio, por parado, que no por otra cosa, porque este tipo de toros pueden catalogarse como del género bobo, y ya pueden darles mil pases que en el mil uno seguirán la muleta como autómatas.

En el cuarto, nuevamente hubo quites dignos de reseñarse. Morante hizo el primero por delantales, bueno el primero, regulares los siguientes y una media de remate, con sabor belmontino, en la que el jabonero se enroscó como una pescadilla; Cayetano recurrió al mismo quite que en su presentación en Madrid hace dos años: el quite de Ronda de su abuelo Antonio Ordóñez, bien ejecutado desde la larga cambiada hasta la revolera, pasando por unas gaoneras muy vistosas.

Hubo quites en los dos últimos toros, que no merecen ser comentados.

De lo demás, sólo añadir: Morante, en el cuarto, salió ya con el estoque de verdad (como Juan Mora la tarde anterior), se atracó de toro y salió con la taleguilla rota, compensando así un anterior metisaca en los sótanos; Cayetano, muy ventajista, desperdició dos toros con la muleta que se prestaban al lucimiento y descabelló al quinto tras cinco pinchazos y sin haber clavado el estoque; Luque no tuvo opciones en la muleta, en el tercero por lo ya dicho y en el sexto por su sosería y aborregamiento.

Con todo, si bien hubo mucha plasticidad y mucho torero de capa, la tarde adoleció de falta de auténtica emoción: no hubo ni un susto para los toreros. Comparando, me gustaron más las verónicas de Morante el año pasado y las chicuelinas de éste y, sobre todo, la media al jabonero (véase la formidable foto de Rafa Carlevaris). Y me emocionaron más las verónicas de recibo de Morante al toro de Mari Carmen Camacho el 21 de mayo, menos estéticas pero de firmeza y valor extraordinarias.

Media de Morante 2 de Junio 2010


Cuadro de puntuación de la corrida de Núñez del Cuvillo del 02/06/2010 en Las Ventas


(Cada aspecto está puntuado de 0 a 5, y la nota media es ponderada, al no tener todos los aspectos el mismo peso en la puntuación)


Nota: Publicado originalmente en el blog estrapicurciela

martes, 1 de junio de 2010

Estética taurina. Las Ventas 1 de junio de 2010

Los gustos cambian por la dinámica de la propia evolución social, unas veces de forma efímera, al son de la moda que toca, y otras con vocación de permanencia. El desarrollo de las civilizaciones conlleva un refinamiento tanto más acentuado a medida que su decadencia se aproxima, y ejemplos hay en la historia que por conocidos es ocioso enumerar. Y el espectáculo de los toros no iba a ser una excepción.

El veterano cartel de esta tarde componía un menú donde, al modo de la nueva cocina, la presentación del plato se imponía al fondo y sustancia de la comida. Y el resultado fue acorde con ese cartel veterano de ganado y toreros (veterano, porque los seis toros sumaban 34 años y 3 meses, y 119 y 6 meses los de luces).

Volvía Juan Mora, torero de gusto y valor, aunque en demasiadas ocasiones más pendiente de quedar bonito que en la profundidad del toreo (de ahí su apodo de "espejito", con que algunos le conocemos); y no quiero dejar de anotar que hoy es el único que prescinde del estoquito ese de madera, ideado en un principio para niños y para diestros con alguna lesión en el brazo, y hoy de uso común. Pero no ha tenido mucha suerte con su lote. El primer toro era ofensivo, alto, montado, zancudo y vareado, o sea, con hechuras de no embestir; salió escaso de fuerzas y corretón por el ruedo, entró al caballo con la cara por las nubes, quitándose el palo y Antonio Prieto lo picó trasero y sin rectificar; Mora intentó un quite por verónicas; esperó en palos, siempre echando la cara arriba; a la muleta llegó parado y con la cara alta (¡olé por el picador!) y Mora sólo acertó a dibujar un precioso pase de desprecio; lo de los aceros fue para no contarlo. El cuarto era aleonado y escaso de atrás; blandeó de salida y se arrancó al caballo por los adentros sin que nadie pudiera cortarlo y empujó de dentro a fuera con fijeza sacando al caballo al tercio por esa mala costumbre de los piqueros de hacer la carioca; la segunda vara, por contra, no pasó de picotazo; pareó bien Rafael González, (que había tenido un susto al lado del burladero que llaman de la segunda suerte y por cuya tronera entró reptando), no así Cabas, que rejoneó; la faena no pasará a historia porque el animal llegó blando, calamocheante y sin entregarse en ningún momento; lo cazó Mora sin pasar y se llevó los mayores aplausos ¡por sacar con la mano la espada del cuerpo de un animal amorcillado!, al que liquidó tras dos golpes de verduguillo.

Javier Conde es torero de estética, al que le sobra el toro. Luciría esplendorosamente en salones de toreo, si aún subsistieran. Y si encima le sale un toro alto, montado y veleto de casi 600 kilos, para qué contarlo. Pues lo haré, que seguro que hay algún lector, tan masoquista como la afición de Madrid, que lo leerá. Ese segundo toro salió desplazándose poco en el capote, le dieron trasero en la primera, de la que salió suelto, y un picotazo en la segunda, en la que el picador marró y a punto estuvo de caer por delante; anduvo distraído en palos complicando la brega, y sólo el cuarto par de Oscar Reyes merece ser reseñado; quiso empezar Conde la faena en el 9, pero el toro se vino al 3, donde están los toriles y ayer también los papelillos, y al final, nipatí-nipamí, se encontraron en el 1, donde el toro entraba andando y el torero daba pasitos ridículos, como pisando huevos, para colocarse delante de él; en la suerte de matar no es que Conde se fuera, sino que huía velozmente por la tangente. El quinto toro no era estético precisamente; feo y con una cornamenta recogida y apropiada para echarlo como toro de fuego por las calles; salió sin fijeza y dando arreones; en uno de ellos se fue al caballo, Pepillo hijo no lo paró y del topetazo hizo el latiguillo, se levantó como doliéndose del brazo, pero en menos que se dice un jesús salió escopetado a montar en el caballo, en cuyo peto aún estaba el toro, y ejercer de minero, con puya por barrena, hasta que Guasón -que así se llamaba el burel- salió de naja; volvió a arrancarse de lejos al caballo, volvió el minero, se repuchó y deshizo la reunión el toro, pero Pepillo hijo no estaba por la labor de darle la oportunidad de una tercera vara (o las que hicieran falta), sino que le cerró dos veces la escapada cabalgando por el tercio, endilgándole sendos barrenazos inmisericordes. Se pitó al picapedrero, si bien alguien hubo que ostentosamente le aplaudió como si hubiese conseguido la hazaña de picar a un marrajo huidizo (para estos "sabios" aplaudidores, les extracto el art 72.4 del Reglamento Taurino: Cuando la res acuda al caballo, el picador efectuará la suerte por la derecha, quedando prohibido barrenar, tapar la salida de la res, girar alrededor de la misma, insistir o mantener el castigo incorrectamente aplicado. Si el astado deshace la reunión, queda prohibido terminantemente consumar otro puyazo inmediatamente). Siguió con sus arreoncitos en palos,con buena brega de José A. Trujillo y llegó a la muleta, a pesar de todo, metiendo bien la cara, humillado y noble, quedando en evidencia las dudas de Conde y su incapacidad para aprovechar esa embestida templada que a veces tienen los mansos; de nuevo, mató a la caza.

Curro Díaz venía tras dos tardes recientes de cal y de arena, entiéndase esto sin radicalismos. La estética de Curro se resume en pinturería y pinceladas, pero le falta dibujar un buen cuadro, para lo que creo reúne condiciones. Esta tarde ha tenido material para dar algo más que pinceladas, pues el tercer toro, el de mejores hechuras de la corrida, se prestaba a una obra artística y sólo hubo un boceto y muchos brochazos (léase enganchones, por no poder solventar el continuo punteo de Pesado, que era su único defecto). Este tercero de la tarde permitió lancear a un firme Curro Díaz que, sin embargo, no remató con dos lances enganchados; derribó apretando en su primer encuentro, desarmó a Curro, se estrelló en su segundo encuentro en el peto porque Valle Quinta no acertó (y también salió de latiguillo); no anduvo lucido Juan Mora en su quite por verónicas, y el toro deshizo pronto la reunión en la tercera entrada; pecó de falta de fijeza en palos (que se le pregunten a Javier Crespo) y Montoliú porfió para acabar poniendo un buen tercer par, mas teniendo que tomar el olivo; llegó con movilidad, prontitud y humillando a la muleta, aunque punteando y Curro empezó muy bien en el tanteo sacando al toro a los medios, pero a partir de ahí la faena empezó su declive, primero con una serie de derechas jaleadísima que fue muy centrífuga y después con otras por ambas manos que tuvieron el común denominador de los enganchones y los medios pases. Tras pinchar en lo alto, recetó una estocada rinconera perdiendo la muleta, de efecto fulminante. El sexto de la tarde era alto y zancudo, salió contemplativo y sin pasar en el capote; tras un desconcierto en los preparativos de la pica, robando los capotes a Conde y Montoliú, empujó con la cara alta en su primer encuentro y se repuchó en el segundo picotazo; intentó de nuevo Mora un quite por verónicas pero Rompedor no estaba por la labor y deslució las dos que intentó dar; poca historia tuvo la faena porque el animal llegaba frenado a jurisdicción y Curro anduvo con mucho interés, pero ligando con la pierna descargada, citando muy en corto con la muleta retrasada y sin poder evitar un desarme; en su haber un natural excelente de mano baja; el toro, tras una media en lo alto, acabó de naja paseando por todo el ruedo y terminando de bajonazo en las tablas del 4.

Ha sido la penúltima, porque con la de Beneficencia termino el maratón. El sábado regalo la entrada, el domingo son caballos y las de 3, 4 y 12 las devuelvo, sabiendo que la empresa no perderá un euro, porque las volverá a vender. Estoy seguro de ello porque he mirado el ritmo con que se venden las pocas que se están devolviendo. La afición de Madrid es tan pasota y masoquista como el pueblo español ¿por qué iba a diferenciarse? Cada país tiene el gobierno que se merece y cada plaza el empresario que se ha ganado a pulso. Que luego no me vengan con historias, que los mandaré al lugar adecuado y maloliente que el sagaz lector imaginará.

Cuadro de puntuación de la corrida de Vellosino del 01/06/2010 en Las Ventas


(Cada aspecto está puntuado de 0 a 5, y la nota media es ponderada, al no tener todos los aspectos el mismo peso en la puntuación)


Nota: Publicado originalmente en el blog estrapicurciela

Las dos medallas que nos merecemos. Las Ventas 31 de mayo de 2010

El año pasado también sufrimos la corrida de Valdefresno. Nada había que contar y Rafa Carlevaris me echó una mano con sus atinadísimas fotografías. La titulé "Bostezos", y me vienen igual de bien las imágenes para no tener que escribir sobre la moruchada de don Nicolás Fraile. No sé si los mismos personajes de las fotos estaban hoy en los burladeros de callejón (esos que espero alguien elimine y con sus tablas tapie las puertas por donde entran los de rondón), pero si andaban aposentados ahí los miembros del Cuento de Arreglos Taurinos (o Cofradía del Amén a Taurodelta) seguro que han repetido sus bostezos del años pasado. Total, para lo que les cuesta echarse la siestecita en el callejón...




Menos mal que sólo me quedan dos corridas y pasado mañana cierro este soporífero ciclo, ya que podré devolver las entradas del 3, 4 y 12 de junio. Para mí es la única forma de protesta que puede fastidiar a la empresa. Hay quien dice que eso a la empresa le da igual porque venderá otra vez las entradas. No estoy seguro de ello (hoy, por ejemplo, los reventas las daban a mitad de precio), pero en cualquier caso, para mí, como ya dije, es un gesto que me vale. De la afición y de los espectadores no espero absolutamente nada, porque hemos demostrado la más absoluta incapacidad para hacer pagar sus engaños y sus errores a los responsables de todo este desaguisado. Mi vecina de localidad lo ha captado perfectamente: comentábamos los premios de la feria que ha otorgado Taurodelta, haciendo hincapié en los premios desiertos de triunfador de la feria y a la mejor faena; mi vecina dijo en ese momento:
- Les ha faltado dar dos medallas.
- ¿Sí? ¿a quién?
- A nosotros: una, por gilipollas, y otra, por si la perdemos. 

Cuadro de puntuación de la corrida de Valdefresno del 31/05/2010 en Las Ventas




(Cada aspecto está puntuado de 0 a 5, y la nota media es ponderada, al no tener todos los aspectos el mismo peso en la puntuación)


Nota: Publicado originalmente en el blog estrapicurciela
Comentarios a esta entrada

Cómo acabar legalmente con la Tauromaquia sin prohibirla. Baleares

El personal se puso tan contento con la tardía sentencia del Tribunal Constitucional que declaró la inconstitucionalidad de la ley catalana...