jueves, 6 de octubre de 2011

Damián Gil, fotógrafo de casta

Porque la vida te ha pegado demasiados cornalones, y siempre la has mirado de frente y sin perder la sonrisa. Y, además, porque te debía la foto. No es buena, pero vaya en mi descargo que el artista esta vez estaba del otro lado del objetivo.


No hay comentarios:

La corrida de Fermín Bohórquez contada en imágenes. Las Ventas, 17 de junio de 2017

   Menos de un quinto de entrada en tarde calurosa, soleada y ventosa.  Se guardó un minuto de silencio en el primer aniversario de...